Jueves, 16 agosto 2018
Agrandar texto Resetear texto Disminuir texto
APUNTE 24/01/2018
<< Volver

 

el_apunte_cabecera

Periodistas en tiempos difíciles
Por Sebastián Sarmientochano_sarmiento_apunte


Aunque las nuevas generaciones no tienen en cuenta estas cosas, el gremio profesional de los informadores celebra en esta jornada, 24 de enero, el día del Patrón de los Periodistas, San Francisco de Sales. En otros tiempos,no muy lejanos por cierto, los periodistas canarios aprovechábamos esta celebración para reunirnos,comer juntos fraternalmente,comentar la situación de las empresas periodísticas respectivas y ayudar solidariamente a los compañeros con problemas con sus patrones empresariales o sin trabajo. Ese día dejábamos a un lado los recelos profesionales y consolidábamos las organizaciones gremiales en las que militábamos:La Asociación de la Prensa o la Unión de Periodistas. Andando el tiempo surgieron nuevos medios de comunicación tanto en la prensa escrita como en los audiovisuales, predominando la lejanía de los profesionales, desunión promovida unas veces por las empresas y otras por las condiciones de trabajo a la que éramos sometidos por la feroz competencia entre nosotros mismos. En estas fechas promovíamos momentos para el encuentro, incluso con un acto religioso en alguna iglesia de la ciudad. Tanto los periodistas veteranos como los más jóvenes veíamos esta festividad del patrón como una oportunidad de permanecer unidos y disfrutar por unas horas de la amistad.

Poco a poco estos encuentros se han ido perdiendo quedando como único intento el que organiza cada año el Secretariado Diocesano de Medios de comunicación en una doble vertiente: el acto académico al que es invitado un profesional del ramo a hablarnos sobre un tema de actualidad en torno a la profesión más peligrosa hoy en día y otro acto de carácter religioso, consistente en la Eucaristía presidida por el Obispo de la Diócesis de Canarias, D. Francisco cases Andreu y concelebrada por sacerdotes periodistas y que suele llevarse a cabo en la Parroquia de San Francisco de Asís, en la Plaza de Colón, y cuyo párroco titular es un colega, José Luis Guerra. Al final de esta celebración religiosa y en los salones del propio complejo parroquial tiene lugar la tradicional reunión de confraternidad, acompañada de un ligero “picoteo” Se observa,eso sí, en estos actos la ausencia de los periodistas más jóvenes, sobre todo los que a esas horas están trabajando en los distintos medios, ya que la mayoría de los asistentes suelen ser periodistas jubilados o libres de servicio.

Esta efemérides profesional anual nos invita a reflexionar sobre las duras condiciones laborales y existenciales en las que muchos periodistas tienen que desarrollar su trabajo. Hoy por hoy, el periodismo es una de las profesiones más peligrosas en el mundo. Si no, les recuerdo algunos datos referidos al pasado año 2017: se estiman en 65 los periodistas que murieron realizando sus labores informativas,de acuerdo a los datos dados a conocer por la Organización “Reporteros Sin Fronteras”(RSF) que puso a México como uno de los 5 países más peligrosos para el ejercicio de la profesión. Los otros países que aparecen en la lista de lugares más peligrosos son Siria, Afganistán, Irak y Filipinas. Entre los fallecidos había 50 periodistas profesionales, 7 “periodistas-ciudadanos” y 8 colaboradores de Medios de Comunicación. La organización RSF informa también que más de 300 trabajadores de prensa están encarcelados actualmente, la mitad de ellos en Turquía, China,Siria,Irán y Vietnam.

Aquí,en la Unión Europea aunque no estemos amenazados por ningún riesgo para nuestras vidas o el ejercicio de la libertad de expresión, estamos eso sí, preocupados por todos esos colegas del resto del mundo que lo están pasando muy mal. Afortunadamente en nuestro país y en el resto del continente europeo democrático, contamos con una Constitución que nos salvaguarda de muchos peligros para esa libertad de expresión. Nos inquieta, eso sí, las condiciones laborales de algunas de nuestros colegas españoles y por ende canarios con horarios de semiesclavitud y con sueldos, en muchos casos,de miseria.

Copyright © 2010 Ayuntamiento de Teror. Todos los derechos reservados. C/ Padre Cueto, 2 – 35330, Teror / Tlf: 928 630 075/76 / Fax:928 630 855